viernes, 7 de septiembre de 2007

Y PUNTO (Y COMA)

Según la última Ortografía de la Academia (OLE99), el punto y coma «indica una pausa superior a la marcada por la coma e inferior a la señalada por el punto». Dejando a un lado los otros dos usos propuestos («separar proposiciones yuxtapuestas, especialmente cuando en estas se ha empleado la coma» y «delante de conjunciones o luciones conjuntivas [...] cuando los periodos tienen cierta longitud y encabezan la proposición a la que afectan»), la Academia se refiere al uso del punto y coma en las enumeraciones en estos términos:
.
5.4.1 Para separar los elementos de una enumeración cuando se trata de expresiones complejas que incluyen comas. Ejemplos:

La chaqueta es azul; los pantalones, grises; la camisa, blanca; y el abrigo, negro.

Cada uno de los grupos de trabajo preparará un taller: el primer grupo, el taller de cerámica; el segundo, el taller de telares; el tercero, el taller de cestería.

[Las comas de estas proposiciones son necesarias para marcar la elisión del verbo «ser» (ejemplo 1) y del verbo «preparar» (ejemplo 2).]

Como se puede observar, la última proposición puede (o no) incluir una conjunción copulativa para cerrar la enumeración. No es raro encontrar este tipo de enumeraciones en reglamentos, disposiciones legales y demás documentos mínimamente estructurados, en los que, además, se suelen separar sus elementos en párrafos para marcar gráficamente la enumeración. Pues bien, mi duda de siempre había sido si, en este tipo de casos, al escribir la y frente al último elemento de la enumeración, era necesario también incluir el punto y coma o con una simple coma bastaba. Una vez más, la respuesta a mi duda no la iba a encontrar en la OLE99, sino en la Ortografía y ortotipografía del español actual de Sousa, ed. 2004 (OOEA):

10.5.3.2. Escritura del punto y coma.

1. Se usa para separar los miembros de un período extenso, especialmente cuando tienen partes separadas por coma:

El terreno de granos finos se denomina arcilla; el de granos medianos, limo, y el de granos gruesos, arena.

Obsérvese que las tres oraciones de que consta el período se separan con punto y coma, puesto que, aunque entre la segunda y la tercera hay solo coma, esta adquiere el valor de punto y coma cuando, en una sucesión de oraciones separadas con punto y coma, las dos últimas se separan con la conjunción y; es decir, que, en estos casos, coma + y (o, e, u en su caso) = punto y coma. Esto suele darse con más frecuencia en períodos formados por oraciones cortas y con verbo común a todas ellas, pues en otros casos, sobre todo si se puede dar lugar a anfibología [doble interpretación], puede usarse el punto y coma antes de y.
.
Así pues, lo recomendable (que no obligatorio) cuando los elementos de la enumeración son más extensos, como suele ocurrir en los documentos mencionados, es mantener el punto y coma antes de la y.
.
Nota del editor: a partir de ahora se respetarán las tildes (o la ausencia de ellas) en los demostrativos, en el adverbio «sólo» y en otros casos de doble acentuación que aparezcan en los textos citados en estos artículos.
.

Etiquetas: